Los problemas de salud mental continúan escondiéndose y eso fomenta la estigmatización

El enfermo mental aún, hoy en día, esconde su enfermedad lo cual ayuda a mantener los estigmas sociales y a alargar el proceso de normalización de estas enfermedades, es decir que sean consideradas una enfermedad más. El equipo de profesionales habla de síntomas y procesos para evitar poner etiquetas. Se hace el diagnóstico y se resuelve la crisis. La cura de la enfermedad es a largo plazo.