El Hospital Maternoinfantil estudia varios dispositivos que permiten realizar un control cardiaco a distancia de los pacientes

Electrocardiograma con el móvil
01/04/2018

Los profesionales de la Unidad de arritmias del Hospital Maternoinfantil de Esplugues están llevando a cabo varios proyectos de investigación para evaluar la eficacia de diferentes dispositivos que permiten obtener un control cardíaco a distancia y más continuo en el tiempo. Estos dispositivos pueden resultar de mucha utilidad en el futuro para detectar arritmias u otros problemas cardiacos en los niños ya que a menudo los síntomas han desaparecido cuando el niño llega al Hospital. Los dispositivos que se están estudiando permiten realizar un control cardíaco continuo durante años o, simplemente, durante unos días.

Holter subcutáneo

La cardióloga Georgia Sarquella-Brugada controla diariamente un centenar de pacientes que viven en puntos tan distantes del mundo como España, Estados Unidos, Rusia, Argelia o Australia. Estos niños llevan implantado un holter subcutáneo, un chip bajo la piel, a nivel de las costillas, que monitoriza de forma permanente su ritmo cardíaco, detecta y registra sólo las alteraciones anormales del corazón. Si en algún momento se produce una alteración, recibe un aviso por Internet y, si lo estima necesario, se pone en contacto con el paciente para decirle cómo debe actuar para evitar que la situación vaya a más. Hasta hace poco necesitaba de un ordenador para acceder a estos datos pero ahora lo puede hacer a través de su teléfono móvil, mediante la app Linq Mobile Manager, desarrollada por Medtronic.

Entre los pacientes que se controlan, se incluye un grupo muy importante - los pacientes con laminopatia congénita - de quien el hospital es centro de referencia mundial. Esta enfermedad neurodegenerativa afecta a los músculos, incluido el corazón, y puede provocar a los niños que la padecen arritmias e incluso la muerte súbita. "Estos niños deben ser sometidos a un control prolongado en el tiempo para que las alteraciones que pueden hacer prever que pueden tener problemas se pueden producir muy de vez en cuando, quizás una vez al año. Por ello, necesitan de un seguimiento y control más continuo y prolongado en el tiempo. Este dispositivo lo pueden llevar implantado hasta cinco años ", explica Sarquella-Brugada.

Este dispositivo también es de gran utilidad para la monitorización de los efectos del tratamiento con pacientes con arritmias familiares como el síndrome de QT largo o el síndrome de Brugada.

Camiseta inteligente

La camiseta Nuubo es un dispositivo menos invasivo que el holter. Consiste en una camiseta que lleva incorporado unos electrodos y un sensor que monitoriza de forma continua la actividad eléctrica del corazón. Los datos quedan registrados en una tarjeta que los padres descargan en el ordenador y envían por internet a su médico. Este dispositivo está indicado para los pacientes que sufren palpitaciones o pérdidas de conocimiento frecuentes porque sólo se llevará unos días. El hospital ha sido el único centro pediátrico incluido en el estudio multicéntrico para la valoración del dispositivo a nivel clínico.

Electrocardiogramas sencillos con el móvil

Los cardiólogos de Sant Joan de Déu también están estudiando la eficacia de la Kardiomobile de Alive Corazón, un dispositivo que permite a los padres hacer un electrocardiograma muy sencillo a su bebé mediante el móvil. “Esta app puede ser muy útil en el caso de los bebés que tienen antecedentes de taquicardia porque, cuando observan un cambio de color o notan que el bebé está extraño, llora mucho o no quiere comer, le pueden hacer y de esta manera saber si se debe a una alteración cardíaca o no “, concluye la cardióloga.