500 años tejiendo complicidades

500 años tejiendo complicidades
14/12/2015

Se ha celebrado el acto de agradecimiento de la Provincia de Aragón-San Rafael en la Basílica de Santa Maria del Mar con la asistencia de unas 700 personas entre trabajadores, voluntarios, bienhechores y amigos de la Orden en Barcelona.
 
El evento ha constado de una misa de acción de gracias presidida por el obispo hospitalario, Mons. José Luis Redrado; la intervención del Superior General, Hno. Jesús Etayo, a través de un mensaje grabado y del Superior Provincial, Hno. José Luis Fonseca, para terminar con un recital de la Coral Sant Joan de Déu del Hospital Maternoinfantil de Esplugues.
 
El hilo conductor de la ceremonia ha sido “500 años tejiendo complicidades", un lema que hace visible la labor de la Orden Hospitalaria con las personas enfermas y más desfavorecidas. Los Hermanos de San Juan de Dios han querido agradecer, de esta manera, a todos los trabajadores, voluntarios, benefactores y amigos su implicación sin la cual no sería posible llevar a cabo su tarea.
 
El Hno. Redrado, que estuvo acompañado por varios sacerdotes hospitalarios y amigos de la Orden, entre ellos los Hermanos Ramón y Miguel Martín, ha destacado en su homilía que “mayor patrimonio de la Orden es la santidad vivida y alcanzada por religiosos y laicos a lo largo de 500 años de historia". El obispo ha señalado que "la puerta de la Misericordia no tiene llave” -en una clara alusión al inicio del Año de la Misericordia- y que en la Orden "esta puerta siempre está abierta”.
 
En su intervención el Hno. Etayo ha definido este acto como “la fiesta de la Hospitalidad". Ha agradecido el trabajo y compromiso de toda la Familia Hospitalaria que este año se ha traducido en varios premios lo que tiene que servir de estímulo para seguir trabajando con más compromiso, si cabe, con los más vulnerables. También ha tenido un recuerdo para los Hermanos y colaboradores fallecidos a causa del Ébola para terminar animando a participar del Año de la Misericordia.
 
La música ha estado presente durante todo el acto pero ha sido en la parte final con la actuación de la Coral del Hospital Sant Joan de Déu de Esplugues en la que ha tomado protagonismo. Han cantado varias piezas clásicas para terminar con una gran interpretación del Aleluya de Haendel que ha puesto al público asistente en pie. 
 
El Hno. Fonseca ha dado por finalizado el acto con unas palabras de agradecimiento y pidiendo a la Familia Hospitalaria, saber pensar y saber estar con los valores de la Institución y, desde ellos, creando un modelo con otra forma de crear sociedad de presente y de futuro.
 
Como recuerdo de este día, el público asistente al acto ha sido obsequiado con una granada, símbolo por excelencia de la Hospitalidad.
 
[galeria de imágenes]
 
[Homilía Mons. Redrado]
 
[Discurso Superior Provincial]
 
[crónica de "Esglèsia de Barcelona" en castellano + video en catalán]