Siento reforzadas día a día mi fe y mi confianza"

Desde julio del 2015, en que llegué a Barcelona, me sentía bajo de ánimo, aunque había estado en dos ONG cristianas y pasando durante siete años dos discipulados. Estaba necesitado de alguien que me reforzara en cuanto a mi fe y me diera ánimo para dejar que aflorara mi interior y siguiera comprometiéndome con los demás. Después de lograr tener un empadronamiento como Dios manda y residir en diferentes albergues y casas de acogida fui derivado a Hort de la Vila, centro residencial de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios el 29 de junio del 2016. Es aquí donde en poco tiempo Roser y todas las personas que nos acogen y están pendientes de nosotros me ayudaron a rescatar esa confianza que nos da creer que Jesús siempre nos acompaña y confirmar que su palabra es viva y eficaz en nosotros. Ha pasado un año y medio y gracias a Dios siento reforzadas día a día mi fe y mi confianza que me mueve y nos guía cuando buscamos a Jesús de corazón y servimos a los demás cooperando con todas las actividades de voluntariado en donde nos invitan a participar.

Sant Joan de Déu Serveis Socials Barcelona (Hort de la Vila)