Creemos que el empleo digno  es uno de los caminos más cortos para fortalecer la dignidad humana

La Fundacio Ared nace en el año 1994. Nuestra misión es la inserción social y laboral de personas en riesgo de exclusión social, preferentemente mujeres privadas de libertad.

Trabajamos en red de colaboración con todos los agentes sociales comprometidos con la mejora de las condiciones de vida de las personas más vulnerables. Creemos que el empleo digno  es uno de los caminos más cortos para fortalecer la dignidad humana. Las y los alumnos de Ared desarrollan sus competencias de una manera integral, y aportan su profesionalidad y su humanidad al mercado laboral.

En el año 2015 Sant Joan de Deu acepta nuestra invitación a formar parte del Patronato de la Fundación Ared, aportando y compartiendo valores comunes que nos identifican: la hospitalidad en el amplio sentido de la palabra “hacer el bien bien hecho”, la calidad,  el respeto, la responsabilidad y atendiendo las necesidades  espirituales.

¿Cómo ha sido este aportar y este compartir valores comunes? Pues un enriquecimiento mutuo, una mayor seguridad para seguir atendiendo a las personas que más nos necesitan, en muchas ocasiones las desempleadas, en otras las que no cuentan o no son productivas, y en muchas ocasiones las que ya no se acercan por tener los mecanismos vitales muy fragilizados.

Nuestros 22 años de vida subidos a vuestros hombros de siglos de existencia, contar con vosotros en el patronato: una coincidencia (Juan de Dios muere el 8 de marzo de 1550, el día internacional de la mujer trabajadora), un gracias, un orgullo de los sanos y un reto clave para Ared.

ARED Fundación para la reinserción de mujeres